Establece tu propio círculo de control

¿Qué hago cuando las cosas no dependen de mí? ¿Intento cambiarlas? ¿Abandono? ¿Sigo adelante y paso de ella?
Muchas veces nos agobiamos por situaciones que no podemos controlar, o peor aún, buscamos cambiarlo dedicándole muchos recursos y esfuerzo.
Personalmente aprendimos, nos costó, pero aprendimos a soltar y dejar de querer manejar «controlar» situaciones.
Aprendimos que solo podemos estar en control de lo que depende de nosotros, y actuamos y hacemos lo que está de nuestra parte para lograr lo que nos trazamos, nuestros objetivos en los distintos ámbitos de la vida.
Si hay algo que podemos «controlar», Son las acciones que tomamos, nuestras decisiones y actitudes ante los eventos.
Pero hubo una época que no era así, donde no habíamos aprendido aún
Pretender controlar todos los eventos en tu vida a la larga conduce a enfermarte, no disfrutas el proceso y si fuera poco te genera angustias y estrés.
Y al final por más que lo intentes no puedes tenerlo en tu control.

Nosotras aprendimos a vivir en nuestro círculo de control, y tú ¿Lo estás?

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *